martes, 21 de abril de 2020

LA MOROSIDAD EN TIEMPOS DEL COVID-19

                    

                      LA MOROSIDAD DERIVADA DE LA PANDEMIA DE COVID-19


Las consecuencias económicas del virus Covid-19 están siendo devastadoras. El estado de alarma ha traído consigo un parón en las actividades como nunca antes se había visto y que pone a las empresas en una situación particularmente complicada para hacer frente a sus deudas a corto y mediano plazo, y por tanto, pone en juego su supervivencia. La crisis generada por el coronavirus agravará los problemas de morosidad, por lo que en este contexto, adquiere vital importancia la negociación extrajudicial del cobro de las cantidades adeudadas, minimizando el riesgo de la relación futura con los clientes.

Para ello, nuestros profesionales que disponen de práctica en la reclamación, negocian con su cliente deudor para llegar a un acuerdo con firmeza y determinación.
Una vez contactado con su cliente deudor, previo análisis de la documentación (factura, albarán, etc) le propondremos distintas opciones para solventar el conflicto, siempre con el objetivo de evitar la vía judicial, a la que será necesario acudir si las gestiones amistosas resultan infructuosas.  

FASES DEL COBRO AMISTOSO
1. Recepción expediente (factura, albarán, documento acreditativo de la relación).
2. Carta reclamación. 
3. Contacto deudor. (Teléfono, email).
4. Visita deudor.
5. Acuerdo amistoso.

 


No hay comentarios:

Publicar un comentario